«Viejo mundo» + Cata de vinos blancos


  IMAG2831_20140321201646800La clase del viernes, nos la dio David González, un asesor técnico vitícola y enológico. Su tarea era descubrirnos un poco los vinos que tenemos por aquí cerca, fuera de España, en un rápido recorrido por varios países de Europa (el viejo mundo): Francia (Borgoña y Burdeos), Alemania, Italia, Portugal y Hungría.
Y ¿por qué digo rápido? porque yo al menos me quedé con ganas de mucho más.

Para empezar, al estar estudiando el WSET III, le seguí con mucha facilidad la clase, así como había gente que estaba algo más perdida. Cuando el profesor hablaba de legislación y clasificación de los vinos había confusión, aunque luego en la cata no fue así. Se ve que una cosa es conocer el estilo de vinos de Saint Emilion y las variedades que se utilizan por ejemplo y otra es conocer cómo se organiza la región. Esto segundo me ha resultado muy útil para saber leer una etiqueta y comprar vinos internacionales. Así que hay que darle duro y hacerse un pequeño esquema mental de cada país.

Y es que hay que olvidarse de nuestra historia y nuestros vinos para bucear en nuevas experiencias desconocidas y que pongan a prueba a un paladar no acostumbrado a nuevos gustos, aromas y nuevas texturas. Coincido con el profesor que en 4 horas de curso lo único que nos puede trasmitir es un mínimo de conocimiento, pero sí se puede transmitir las ganas de conocimiento propio y de viajar para conocer las zonas vitícolas.

IMAG2838Después de esta sesión, me tuve que ir de pinchos, aprovechando que Mikel me había acompañado para hacer un curso de elaboración de cerveza en un centro social de Logroño, nos dimos una vuelta por la Laurel y su travesía. La parada obligatoria es en La Tavina, un bar/restaurante/vinoteca increíble en el número dos de la calle. Si te gusta el vino debes pasarte por aquí, su calidad precio es impresionante (sí, los forasteros de Pamplona, flipamos con Logroño mucho)

Para celebrar mi segundo fin de semana, elegí un vino de Alfredo Maestro Tejero, «El marciano» 2012, una garnacha 100% de Ávila, sin crianza en barrica. Un tremendo ejemplar de Garnacha que pese a su grado alcohólico, su madurez y su toque licoroso, resultaba fresca y de paso bastante suave pero sabroso. Así que me fui a la resi contenta.

IMAG2858La segunda sesión del fin de semana, corrió a cargo de Pepe Hidalgo y trató sobre los vinos blancos de España  y sus descriptores aromáticos. 19 vinos de diferentes estilos y variedades.
Parte fueron monovarietales: viura, godello, albariño, chardonnay, tempranillo blanco…  Otros destacaban por su crianza sobre lías. Otros por ser fermentados o criados en barrica y los dos últimos fueron dos vinos dulces muy sorprendentes.

De esta cata me quedo con el redescubrimiento de los vinos blancos sobre lías, que aportan a la variedad mayor profundidad, complejidad y gusto, la bodega de Valdeorras Guitián con sus espectaculares Godellos y la bodega de Txakolí Itsasmendi (ambas me encantaría visitarlas después de probar sus excelentes vinos). Y sobre todo me quedo con Pepe, es una maravilla oirle hablar sobre temas complicados como puede ser la elección de variedades en una denominación, la gestión de bodegas y las variantes técnicas enológicas de los vinos con esa facilidad y desparpajo. Dejó a más de uno boque abierto, a mí entre ellos. bigsmile

Comentar

En la variedad está la diversión

20140321_090940-kdcollageEl pasado jueves volvimos a reunirnos los Nasonautas para una cata a ciegas. En esta sesión participaron los ya veteranos: Mikel, Luis y Josemari. Tres personas que habían venido a una única sesión: María, Mari-thé y Rebeca. Y una persona nueva: Javier.
Antes de todo quiero deciros que fue un placer volver a veros a algunos de vosotros y conocer a un nuevo aficionado al mundo del vino. Nasonautas fue creado no sólo para probar vinos, sino para conocer gente que disfrute y así quitar un poco de peso a las parejas y familiares bigsmile

Si algo tiene de divertido catar a ciegas, suele ser las diversas sorpresas que nos encontramos y la variedad de los vinos, en esta nadie llevó un blanco o un rosado… fueron todos tintos. Casualidad ¿no? En total 9 tintos (1 olvidé fotografiar ya lo siento). Entre ellos había 5 vinos anteriores a 2007. Y podríamos decir que al menos 3 (anteriores a 2003) ya era algo más que «abuelitos».

Por gusto propio me quedo con la juventud de «Sierra de Toloño» 2012, un Tempranillo con madera bien integrada, agradable, para beber en cualquier momento. El Graciano 2011 de «Finca Constancia» que ya había probado en el Wine up tour! de Joaquín Parra, pero que no reconocí (ese colorazo para ser un 2011 es de impresión) y «La Casona» 2008 de Arínzano, que es un vinazo redondo increíble, pero claro ahí ya nos vamos a 20€. Otro que gustó mucho fue Uva nocturna, que a pesar de 2007 mantenía aromas frutales y no solo terciarios. Los demás no puedo describirlos, me pasa un poco como en la última cata, no cojo notas y se me olvida las características de los vinos que probamos. Esto tengo que mejorarlo sí o sí…

IMG_20140321_003335

«Las copas desprovistas de vino son despreciables, como lo es un tiesto sobre la tierra.

Pero, en cambio, llenas de mosto, lozanean, como lozanea el cuerpo provisto de alma»

 

Los vinos catados fueron:
– Triñuelo Tinto 2003. Rufete 100%. Cooperativa San Esteban. D.O.P. Sierras de Salamanca
– Sierra de Toloño tinto 2012. Bodegas Sierra de Toloño. D.O.Ca. Rioja
– Ferrer de Munpalau 2007. V.T.Illa de Menorca
– Garnacha Viñas Viejas, edición especial 2002. Cooperativa San Francisco Javier. D.O.Navarra
– Graciano 2011 Finca Constancia. Parcela 12. Bodegas González Byass.
– Rioja Bordón. Gran Reserva 2001. Bodegas Franco-Españolas. D.O.Ca Rioja
– Uva nocturna, Garnacha viñas viejas, 2007. Bodegas Ejeanas. IGP Vinos de la Tierra “Ribera del Gállego-Cinco Villas”
– Monovarietal Tempranillo 2003. EVENA. D.O.Navarra
– Finca «La Casona» 2008,. Pago de Arínzano. Grupo Chivite. D.O.Navarra
– Moscatel dulce (no sabemos año). Sin D.O.

Comentar

«Cuarto & Mitad» Alimentos al peso en Pamplona

IMG_20140307_140319ACTUALIZACIÓN 2019:

Esta es una entrada del blog, de El retrogusto es mío.

LA TIENDA CUARTO Y MITAD DE PAMPLONA, LAMENTABLEMENTE CERRÓ HACE AÑOS.

El otro día, después de muchos meses pensando en acercarme a la tienda de «Cuarto & Mitad» de la calle Mañueta de Pamplona, me decidí a entrar de una vez por todas. Me quedé impresionada de la cantidad de productos que tenían. Alguien (no recuerdo quien) me había dicho que era pequeñita, pero no me había contado lo bien organizada que está y lo bonita que es la tienda…

Tiene variedad de especias, legumbres, arroces, pasta, harinas, cereales, tés, frutas deshidratadas, etc… Todo agranel: coges una bolsita de papel y echas la cantidad que quieras. Si quieres coger una cantidad exacta, tienes varios pesos digitales repartidos por la tienda. Y si eres como yo, que no controlas cantidades, siempre puedes preguntar wink

IMG_20140307_133549Mi compra fue un poco rara, me hubiese llevado de todo pero cogí:
– Pimienta negra «sarawak» para mi molinillo gigante. Es tan buena que voy cubriendo todo lo que hago de una capa negra… Va bien con todo!!
– Garbanzos para dos raciones.
– Frutas deshidratadas (mango, pera, jengibre…) que utilizamos para probar tras la cata de Sauvignon blanc de hace dos semanas
– Unos tomates deshidratados que estaba brutales bañados en aceite Koroneiki de Artajo y con un poco de orégano
Todo de una calidad excelente y por poco más de 5€!! La diferencia y las ventajas entre comprar un kg de algo, usar un poco y guardarlo en un cajón o comprar «x» gramos y gastarlos, no hace falta que lo explique, ¿no?

IMAG2622

Tienda CUARTO Y MITAD
Calle Mañueta 16, Pamplona.
Facebook
Twitter @375gramos
Megareportaje de Garbancita en su blog

Comentar

Se dice el pecado, no el pecador

IMG_20140316_105020El vino que véis en la foto es un rosado. Sí, sí, un rosado de Navarra con todas sus letras. Y no de una bodega con un rosado malo, al menos en la añada actual es imposible que tenga ese color. Año tras año es un rosado maravilloso.

El sábado antes de una cata de cervezas que teníamos en Domitalería, nos pasamos por un bar del casco antiguo a que yo comiese algo rápido.

Mientras estábamos en la barra miré los vinos que tenían en la estantería: ¿¿¿¡¡¡ Qué ven mis ojos!!!??? ¿¿¿¡¡¡El Rosado de Artazuri es 2010!!!??? No puede ser… estaré viendo mal, o aún más probable, en la estantería tienen marcas pero no añadas… Vaya un vino que lo dan por «perdido» y que lo dejan a la vista para que la gente sepa que bodegas tienen. Sí, seguro, será eso.

Pedimos varios zuritos, un rosado de Artazuri y una croqueta. Ante mi sorpresa la camarera nos dijo que creían que no le quedaba. ¡¡Menos mal!! Nos miró, miró en las cámara que tenía debajo suya y cogió un rosado. Su frase me dejó alucinada: «mirad habéis tenido suerte, me queda» Ante mi cara de estupefacción le pregunté: perdona ¿qué añada me estás poniendo? Tenía el mismo color que el de la estantería. Ella muy risueña nos miró y nos dijo: «2010» tan ancha y larga.

IMAG2713Cuando terminamos la croqueta y las cañas y tras oler, probar y hacer una foto a ese «rosado», le pagamos y entonces es cuando le pregunté muy seriamente: ¿sabes lo que estás sirviendo verdad?. Ella bajó la cabeza avergonzada y con bastante resignación me miró y me dijo: «Sí».
Yo le comenté, asegurándome que no me oyese más gente de la que debiera, que era un rosado muy muy pasado y que ni el cliente ni la bodega se merecían esto, que era un pecado. Me dio pena. Seguramente el responsable quiera sacarlo como sea y les obligue a servirlo, aunque fueron a dar con hueso que se dice…

El nombre del bar no os lo dejo, pero ya os digo que yo lo he crucificado y no volveré a pisarlo. Lo que me jode es que esté en una zona turística, que haya gente que entre y pida un rosado de Navarra y que se vayan decepcionados. Ojalá estuviese en mi mano cambiar esto, si fuese por mí les sancionaba con dejar que no se beneficien de campañas de promoción del vino, ni semana del pincho, ni nada!!

Por cierto, la foto de después es de un 2013, Rosado de Alex viñedos de calidad, un buen rosado a un precio muy competitivo como todos los Navarros en general.

Comentar

Armonías queso y vino by Luis Vida

IMG_20140313_111930 El otro día, en el Consejo Regulador de la Denominación de Origen, tuve la gran oportunidad de asistir a una sesión profesional y muy técnica, sobre el recurso tan manido pero a la vez indispensable en el mundo de la promoción del vino: el poner queso mientras se cata o tras catar el vino.

Para ello probamos 5 vinos de Navarra de diferentes estilos (blanco con barrica, rosado, roble, crianza y reserva) e intentamos sacar conclusiones de su mezcla con diferentes tipos de quesos también de Navarra.

Partiendo de la base que la comida y el vino siempre van de la mano y que en esa sala los responsables de promocionar los vinos (enólogos, comerciales de bodega y comunicadores del vino) se ven en muchísimas ocasiones en promociones donde el vino va acompañado de productos típicos. No está de más tener un poco de idea de como nuestros vinos se comportan según el producto.

Hay muchos mitos en el mundo del maridaje, de hecho el maridaje no existe. En vez de maridaje, hablamos de posibles armonías. Hasta hace algún tiempo, muchos maestrillos se han dedicado a copiar y pegar en esta área sin ningún reparo (que si el vino tinto con el queso es mejor, que si el blanco sólo para los pescados, ja ja y ja). Los gustos personales de cada uno influyen de tal manera que lo que para uno puede ser una armonía perfecta a otra persona no le convence en absoluto, por lo tanto llegamos a la conclusión que la armodía ideal no existe. Aunque si que podemos conocer como un vino resalta la comida, o si tapa el sabor de esta misma, o por el contrario resalta el vino o lo estropea brutalmente. Por último las sensaciones pueden variar según el momento, según la compañía o el momento del día.

IMG_20140317_131603El hecho de que el vino y el queso vayan de la mano es por la presencia de ambos en nuestra dieta y en nuestras costumbres, dos productos alimenticios, que tienen en común que ambos son fermentados, bien sea fermentación alcohólica o láctica, y con un proceso de curación en el caso del queso o crianza en el caso del vino. Esto hace que ambos sean productos complejos y que se necesite práctica y pruebas para conseguir conocer las interacciones entre ellos.

Siendo conscientes de los sabores y sensaciones táctiles al probar los dos productos a la vez, podemos encontrarnos en 4 situaciones: que el vino tape por completo al queso, que el queso tape al vino, que los dos se apaguen y ninguno resalte, o que los dos resalten y se potencien. En la elección del vino y del queso, estaremos buscando esta última opción, la de disfrute máximo, aunque depende del producto que vayamos a promocionar podremos buscar otra alternativa.

Algunas de las cosas que debemos tener en cuenta sobre el queso son:
– La proteína del queso disminuye la sensación tánica y afecta a la intensidad del aroma al paladar
– El salado del queso modera acidez y amargor.
– La interacción de la textura del tanino y la textura del queso es algo a tener en cuenta

Resumidamente, sensaciones que me llevo claras del curso:
– Los niveles de curación del queso influyen en la armonía y se necesita mucha fruta.
– Es imprescindible vinos con tanino suave y no seco.
– En general los vinos jóvenes maridan mejor.
– Los blancos con barrica potencian el láctico del queso y viceversa. Hay que tener cuidado, el vino deberá tener acidez para no ceder ante esto.
– La propuesta que no falla es un vino muy aromático con gran acidez. Por ejemplo, el Rosado.
– Los quesos ahumados son muy difíciles de conjuntar con vino.

Comentar

Uso de cookies

Nos obligan a molestarte con la obviedad de que este sitio web utiliza cookies. Las cookies no son galletas, se utilizan para que tengas una buena experiencia de usuario y no para saciar tu apetito. Si pulsas CERRAR, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y para la aceptación de nuestra propia política de cookies, pincha el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies